Desayuno de quinoa y manzana

Aunque lo ideal es empezar el día con un buen batido o licuado, a veces, en las estaciones frías, nos apetecen otro tipo de desayunos. Por eso os traigo esta receta, para que tengáis una alternativa sin gluten al tradicional porridge hecho con copos de avena, que, por cierto, aunque es muy bueno par algunas cosas, crea mucosidad. Así que si estás resfriado, olvídate de la avena por un tiempo.

Este porridge está hecho con un pseucereal entero, que es la mejor manera de tomar cereales (y pseudeocereales). Tomamos el grano entero, con su salvado y su germen para mantener toda su vitalidad intacta y poder obtener todos los beneficios de sus nutrientes. Y recuerdo esto sólo por si acaso, porque seguro que ya no hay nadie por aquí que aun compre cereales refinados ¿verdad? 😉

Como también ya sabrás, el cocinar los alimentos nos hace perder una parte de sus propiedades y, aunque no hay que obsesionarse, puedes preparar esta receta de manera que mantengamos casi intactos sus beneficios. Pero también te dejo la versión tradicional y “fácil”, en el caso de que no tengas tiempo.

porridge_de_quinoa

Devuelve la vida tus cereales y semillas
En este post ya te expliqué los básicos para activar tus semillas y por qué es de (vital) importancia que te acostumbres a hacerlo. Si no lo tienes muy presente, no pasa nada, hoy repasamos y aplicamos la teoría a un caso práctico, el del porridge de quinoa en su versión cruda.

En realidad, este paso no es imprescindible para hacer la receta de hoy, puedes cocinar la quinoa sin remojar ni germinar. Pero si quieres hacerlo perfecto (y tienes tiempo) te recomiendo que la actives y la germines, porque realmente los beneficios nutricionales se multiplican muchísimo si lo haces: mejor digestión, más aminoácidos, vitaminas, minerales, oligoelementos…

Te recuerdo cómo activar y germinar:

  1. Pon en remojo la quinoa durante la noche.
  2. Por la mañana, escurre el agua y deja la quinoa sobre un colador que habrás colocado sobre un bol para ir drenando el agua que vaya soltando. Cubre el colador con un trapo o una tapa, para que no le de la luz a la quinoa. Puedes ir remojando con agua filtrada la quinoa cada 3-4 horas.
  3. En aproximadamente 24h verás que a la quinoa le sale una colita, está germinando. No hace falta que la dejes germinar más.
  4. Deshidrata la quinoa en una deshidratadora o, en su defecto, en un horno a la temperatura mínima y con la puerta ligeramente abierta para que circule el aire. El tiempo depende del horno, de la humedad del ambiente… Sólo asegúrate de que queda bien seca antes de guardarla, para que no se eche a perder.
  5. Almacena la quinoa en un bote de cristal.

porridge_quinoa

Al deshidratarla, la quinoa (y también pasa con el trigo sarraceno y las semillas) queda ligeramente crujiente, como un cereal hinchado. Puedes consumirlos directamente así o, si lo prefieres, puedes remojarlas por un par de horas antes de usarlos.

Vamos con la receta en sus dos versiones

1. Versión rápida sin germinar ni deshidratar

COMPOTA DE MANZANA

Esta es la versión de una amiga mía. Me encanta porque es muy suave y dulce y porque huimos un poco de la típica compota con canela y piel de limón.

Ingredientes

  • 2 manzanas peladas y sin semillas
  • 1/4 de taza de pasas
  • 1/2 vaina de vainilla
  • 1 pizca de sal

Preparación
En una olla pequeña de fondo grueso pon las manzanas troceadas con un poquito de sal, las pasas, y la raspadura de vainilla, pon también la vaina para que le de sabor, luego la quitamos. Añade un fondo de agua filtrada y cocina tapado hasta que la manzana se ablande y se deshaga.

PORRIDGE DE QUINOA

Ingredientes

  • 1/2 taza de quinoa
  • 1 y 1/2 tazas de agua
  • 1 taza de leche vegetal (almendra, arroz, cáñamo, …)
  • 2 c.s. de pipas de calabaza (crudas o tostadas en esta versión)
  • Endulzante a gusto (prueba primero, quizás no lo necesites)
  • 1 pizca de sal

Preparación
Hierve la quinoa con el agua hasta que esté cocinada, una 1/2 hora es suficiente. Mezcla el endulzante (si lo vas a usar) y la pizca de sal en la leche vegetal.
Monta el plato: añade la leche a la quinoa y decora con la compota de manzana y unas pipas de girasol.

dasayuno_de_quinoa

2. Versión raw

CRUDI-COMPOTA DE MANZANA

Ingredientes

  • 1 manzana con su piel
  • 5 dátiles remojados en agua tibia durante una hora como mínimo
  • Unas gotitas de limón
  • 1 c.p. de canela
  • 1 pizca de sal

Preparación

Es mejor prepararlo al momento para que la manzana no se oxide. Tritura todos los ingredientes o, si prefieres otra versión más crujiente. Puedes rallas la manzana y añadir el resto de ingredientes (los dátiles troceados muy pequeñitos)

CRUDI-PORRIDGE DE QUINOA ACTIVADA

Ingredientes

  • 1/2 de taza de quinoa activada, germinada y deshidratada
  • 2 c.s. de pipas de calabaza activadas
  • 1 taza de leche vetetal al gusto
  • Endulzante de calidad al gusto: azúcar de coco, sirope de agave o panela.
  • 1 pizca de sal

Preparación
Mezcla el endulzante y la pizca de sal con la leche y en ella remoja la quinoa durante toda la noche, puedes añadir también las pipas de calabaza si no las tienes activadas y deshidratadas.

Al día siguiente prepara la cruda compota y añádela a la manzana.

Ya está. ¡Espero que lo disfrutéis mucho!

 

Crudi-porridge de quinoa y frutos rojos

Cuando empecé con la Dieta que Cura tuve que cambiar de arriba a abajo mi rutina en lo que se refiere a alimentación. Por no hablar de las peripecias que tengo que hacer en los eventos sociales, para comer sano sin dar mucho la nota…

Uno de los retos fueron los desayunos del fin de semana. Normalmente, entre semana, desayuno un batido verde y después alguna pieza de fruta o algún snack saludable para llevar, porque no suelo estar en casa. Pero el fin de semana me gusta dedicarle tiempo al desayuno, hacerlo un poco festivo, ya que es uno de mis momentos preferidos de la semana =)

La receta de hoy es, en realidad, un básico. Cuando la aprendas, vas a poder idear muchas otras a partir de ella, es muy fácil, sólo tienes que aprender la técnica y dejar que la creatividad haga el resto. Bien, pues aun no he presentado la receta como se merece: hoy tenemos un porridge crudo de quinoa y furtos rojos. Aunque todo lo que publico en el blog es sin gluten, sin lácteos y sin azúcar, por si andas un poco despistado, te digo que este porridge también cumple estas condiciones. Además, la quinoa es un alimento muy interesante, te dejo el link a la wikipedia para que leas un poquito, pero si te da pereza, sólo destaco esto:

“La quinua posee un excepcional equilibrio de proteínas, grasas y carbohidratos (fundamentalmente almidón). Entre los aminoácidos presentes en sus proteínas destacan la lisina (importante para el desarrollo del cerebro) y la arginina e histidina, básicos para el desarrollo humano durante la infancia. Igualmente es rica en metionina y cistina, en minerales como hierro, calcio y fósforo y vitaminas, mientras que es pobre en grasas, complementando de este modo a otros cereales y/o legumbres como las vainitas.”

crudi_porridge_quinoa

Volviendo a la receta de hoy, si no estás muy familiarizado con la comida raw, es normal que no te cuadre nada, ¿porridge crudo? ¿de quinoa?. Tranquilo, hoy también vas a aprender un básico del raw food: activar, germinar, deshidratar. La única condición es que tengas una deshidratadora, pero si no la tienes, puedes hacer este porridge usando sólo la cantiad de quinoa que vayas a meter en tu desayuno. Aunque mejor vamos paso a paso…

Ingredientes
1/2 taza de quinoa
1 taza de frutos rojos (frescos o congelados)
6 cucharadas soperas de agave o miel
1 pizca de sal
1 chorrito de agua (si no tienes RA, puedes usar limón en vez de agua)
1 pizca de sal del Himalaya
1 rodaja de kiwi y unas nibs de cacao para decorar.

Preparación
Empezamos con la quinoa. Si la tienes ya activada, germinada y deshidratada, ponla en remojo un par de horas.
Si no, has de empezar a preparar la receta con un par de días de antelación: lava bien la quinoa y déjala en remojo con un poquito de alga kombu unas 8 horas, después de eso, escurre el agua y germina la quinoa, si no sabes cómo hacerlo, en esta receta te explico cómo germinar lentejas para hacer rejuvelac, el proceso de germinado es el mismo. Cuando a la quinoa le salga un rabito de unos 2 mm de largo ¡ya está lista! (puede tardar unas 24h)
Ahora empezamos a preparar el desayuno.
En un procesador de alimentos, tritura los frutos rojos con 3 cucharadas de agave o miel, una pizca de sal y un chorrito de agua. Si no tienes Artritis Reumatoide, puedes usar un chorrito de limón. Ha de quedar una crema homogénea. Reserva la mezcla, lava el procesador y tritura ahora la quinoa con el resto del agave o miel, una pizca de sal y un chorrito de agua. Aquí también nos quedará una crema homogénea y suave. Si pruebas las dos mezclas y quieres rectificar de dulce, hazlo ahora.
Monta tu porridge, pon una base de la crema de frutos rojos, a continuación rellena con la crema de quinoa y acaba con una última capa de frutos rojos. Decora con el kiwi y los cacao nibs. ¡Ya está!

La parte trabajosa es la de la quinoa, por eso, te recomiendo que, si tienes deshidratadora, actives, germines y deshidrates una buena cantidad y la guardes en un bote hermético. Así no hace falta que te preocupes de planear tu desayuno con días de antelación. =)